Al otro lado de la nube

De pequeño miraba las nubes y no buscaba formas, encontraba historias. Historias quizás inventadas pero tal vez no. Me caían miradas de otras partes que miraban al mismo trozo de nube que enredaba mis ojos. No los veía, aun así sentía otros ojos clavados en mi retina que andaban (o corrían) igual que los míos, buscando historias inventadas al otro lado de la nube.

nube
Hoy, un poco menos pequeño que cuando miraba las nubes en la terraza de la casa de la playa, sigo buscando miradas cómplices ahí arriba. Personas que tengan la misma sensibilidad o, por lo menos, el mismo punto de locura para pensar que un poco, o un mucho, de agua evaporada flotando estratégicamente entre sus ojos y los míos pueda hacer que pertenezcamos a la misma historia.

El reto eres tú
Manu Sansegundo Romero

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s